En España celebramos el Día de la Madre cada primer domingo del mes de may. Un rito pagano adoptado por la religión cristiana con el que se pretendía homenajear a las madres en general, y a la de Jesús en particular, la Virgen María. Hasta la década de los sesenta, esta celebración tenía lugar el 8 de diciembre, día de la Inmaculada Concepción. Pero a partir de 1965, ambas celebraciones se separaron y hoy solamente Panamá continúa manteniendo el 8 de diciembre.

Eso sí, no en todos los países se celebra el primer domingo de mayo como en España, sino que hay distintas fechas en el mundo. Por ejemplo, en Alemania, Estados Unidos, China, Australia y Bangladesh, el Día de la Madre se celebra el segundo domingo de mayo. De hecho, se considera como el Día Internacional de la Madre en todo el mundo. No obstante, países como Hungría, Portugal, Sudáfrica y Lituania lo celebran también el primer domingo de mayo como España.

Y, aunque queda aún un mes para que llegue, lo cierto es que ya es hora de ir pensando en el tipo de regalo que vamos a hacerle a nuestra madre para agradecerle su amor incondicional y todo lo que nos ha dado desde que eramos niños. Uno de los regalos más populares para este día son las flores, que siempre son un obsequio precioso. A continuación te explicamos todas las razones por las que regalar flores por el Día de la Madre es una excelente opción.

regalar flores por el Día de la Madre

1. Para hacerla sonreír

Diversos estudios han demostrado que las flores ayudan a mejorar el estado de ánimo de las personas que la reciben, provocando en ellas una sonrisa involuntaria conocida como “sonrisa Duchenne”. Algo que no es capaz de lograrse con ningún otro regalo. Gracias a ellas, se crea una atmósfera de felicidad increíble y ten por seguro que conseguirás alegrarle el día.

2. Su recuerdo permanece

Aunque las flores se marchitan a los pocos días, lo cierto es que su recuerdo permanece imborrable en nuestra mente para siempre. Si alguna vez has recibido flores a domicilio, seguramente recuerdas perfectamente ese momento. Por eso, son muchos los hijos las que las eligen para este día tan especial.

3. Un trocito de naturaleza

Las flores son un regalo natural que no contaminan el ambiente como otros productos. Un obsequio ecológico que perfuma el ambiente sin necesidad de usar ambientadores químicos. Por eso, regalar flores es como regalar un trocito de naturaleza a nuestra madre.

4. Nunca pasan de moda

Aunque muchas personas relacionan las flores con un regalo clásico y poco actual, lo cierto es que son un obsequio atemporal que no pasa de moda. Y es que llevan regalándose desde tiempos inmemoriales. Por eso, no es extraño que sea uno de los días del año en el que las floristerías reciben más pedidos. Toda una tradición que se sigue manteniendo en nuestros días y que lo convierten en uno de los regalos preferidos para este tipo de ocasiones.

5. Siempre sorprenden

No importa las veces que hayas recibido flores. Cuando una persona nos las envía y no lo esperamos, la sorepsa es enorme, por lo que la sensación de felicidad es todavía mayor, embargándonos de sentimientos positivos. Por eso, si este año quieres sorprender a tu madre, no dudes en enviarle un bonito ramo de flores a domicilio.

6. Reducen el estrés

Si tu madre es una mujer muy ocupada que está sujeta a altos niveles de estrés, las flores también son una excelente opción como regalo para el Día de la Madre. Son muchos los estudios que han revelado que tener flores y plantas en el lugar de trabajo o en casa reducen los niveles de cansancio, el estrés, los dolores de cabeza y el nerviosismo.

7. Perfectas para expresar sentimientos

No hay mejor forma de decirle a tu madre lo mucho que la quieres que con un ramo a domicilio que incluya sus flore spreferidas. Y es que no hay ningún otro regalo en el mundo que pueda transmitir tantos sentimientos y emociones sin necesidad de decir una palabra. Y es precisamente esto también lo que las hace tan especiales, porque nos ayudan a decir lo que queremos cuando no nos salen las palabras.

8. Mejoran nuestra calidad de vida

Las investigaciones han demostrado que el impacto que las flores tienen sobre las personas no es únicamente emocional, sino también físico. Y es que aquellas personas que reciben flores ven beneficiada su presión arterial, su pulso y la conductividad de la piel.

9. Pueden personalizarse

Aunque regales flores a tu madre cada año, lo bueno es que se trata de un obsequio que puede personalizarse. Es cierto que cualquier ramo le encantará por el simple hecho de que te hayas cordado de ella, pero también puedes elegir una composición con sus flores y colores preferidos para que sepa que has tenido en cuenta cada detalle. ¡Seguro que consigues emocionarla!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post Navigation